Marketing Online

Lo que te aporta poner nombre a partes de tu proyecto

Bundi Iron Blogger
Escrito por Víctor Campuzano

¿Sabes cual es la ventaja de ponerle nombre a algunas partes de tu proyecto? Creo que es una herramienta muy interesante y potente para el marketing. ¡Descúbrelo!

Jolin, ha sido terminar el título y me ha sonado muy pero que muy Carlos Bravo. ¿No crees? Eso es que lo estaré haciendo bien.

Hoy toca un artículo facilito de digerir en el que quiero compartir contigo una experiencia fantástica que he vivido esta semana y que, a pesar de que surgió de forma espontánea, puede servir de ejemplo acerca de un efecto o beneficio de marketing: poner nombre a las cosas.

En concreto vengo a hablarte de Bundi, un simpático búho robot que ha nacido para el proyecto de Iron Blogger y que ya es capaz de viviglar continuamente los blogs de los inscritos, avisándonos de cuando alguien incumple su compromiso de publicación y también cuando cada uno publica un nuevo post.

Si, podría haberlo dicho de esta forma: hemos programado un script para solucionar el principal obstáculo al que nos enfrentábamos al iniciar el proyecto de Iron Blogger: ¿quién iba a controlar un número indeterminado de blogs, semana tras semana, para determinar si se había o no cumplido el compromiso?. Pero, dicho así, suena distinto, ¿verdad?.

El efecto que produce tener nombre

Si te digo que no todo en este mundo tiene nombre propio pero si lo que importa igual me pones los ojos en blanco. Soy consciente de que quizás me estoy metiendo en terreno frondoso pero no me malinterpretes, please de los pleases, entiende a dónde quiero llegar.

En este mundo las cosas son cosas y tienen su nombre de cosa pero cuando algo te importa de verdad o quieres “humanizarlo”, dándole una identidad propia y otorgándole, aunque sea metafóricamente, propiedades de los seres humanos (como emociones, capacidad de pensamiento o comunicación), le das un nombre.

Sin ir mas lejos, un peluche es un peluche pero el peluche de tu hijo, el que siempre tiene, no se llama peluche, se llama “Punchi”. Punchi es importante, aPunchi le queremos, le mimamos, Punchi se pone malito y Punchi sabe cómo protegerte. Punchi es guay.

Si decides darle un nombre a una pequeña parte de tu proyecto o a un proceso del mismo, le estás dando muchísima importancia a esa parte o proceso, le estás dotando de lo que yo llamaría “vida marketiniana”. Es decir, al tener nombre, puedes continuar dándole una identidad, puedes dotarle de emociones y eso, eso si que es una valiosísima arma para el Marketing.

¿Quién o qué es Bundi?

Logotipo BundiComo ya sabes Bundi ha sido el programita que hemos creado para cubrir la primera e imprescindible de las tareas/retos de Iron Blogger: controlar a los inscritos para que publiquen.

Pero, al poquito de empezar a sentar las bases de su funcionamiento, nos dimos cuenta de que si era capaz de determinar que alguien no había cumplido su compromiso, una vez vencido el plazo, también sería capaz de detectar que alguien se acercaba al momento límite sin cumplirlo. Y, si podía detectarlo, podría avisar a esa persona de que estaba a punto de “tener que pagar”. Y si podía avisarle, también podía darle ánimos e incluso recomendarle algunos blogs que leer y buscar inspiración.

En ese momento comprendimos “que este programita iba a ser guay”. Ahí, de forma espontánea, fue cuando empezamos a verlo como un Búho , que nunca duerme y siempre vigila pero que no constituye una amenaza, sino un sistema de ayuda y alerta. Así fue concebido Bundi.

Atrévete a dar nombre a las cosas

La conclusión está clara así que solo quiero invitarte a que hagas la prueba y descubras ese efecto tan enriquecedor y fantástico que emerge cuando le das nombre a las cosas. Pruébalo, con cualquier cosa y, por favor, vuelve aquí a compartirlo con todos. Gracias!

AH! Se me olvidaba. Podría haberte dicho algo así como que he decidido cambiar mi hora de publicación a las 22:00 h. para obtener mas visitas y seguro que quedaría "como Dios". Pero no, llego 2 horas tarde porque no tenía posturcho y porque este finde ha sido para mi vida "offline". ¿Me perdonas?

¿Qué te ha parecido este artículo?

¡Espero que te haya gustado! ¿Me permites pedirte un favorcito?

1. Participa con tu comentario

Los comentarios son el alma de este blog. Aquí se premia la participación y la comunidad es lo más. ¡Prueba!

Deja tu comentario

2. ¡No olvides compartirlo!

Se llama generosidad: si algo te gusta y puedes compartirlo, ¿por qué no hacerlo?

¡Millones de gracias! Te lo agradezco un montonazo, de verdad.

Acerca del autor

Víctor Campuzano

Growth Hacker no soy, pero lo vivo. De mi blog no vivo, pero aquí si que soy como soy. Marketing Digital, Creatividad y Blogging con pasión y desenfado.

Hazte notar. ¡Participa!

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

28 comentarios

  • Víctor,

    Genial. Genial. Como marketiniana de profesión estoy acostumbrada a que todos los proyectos lleven nombre. Y está demostrado que la implicación de los miembros del equipo de proyecto incrementa si el nombre del proyecto es aspiracional. El tema que tocas hoy es muy importante y me encanta cómo habéis creado a Bundi y más que lo hayáis compartido.

    Felicidades! 🙂

    Ah, Bundi en alemán se llama “Eule” – pronunciado “Oile” 😉

    Besotes***

  • Que con la emoción se me ha olvidaooo:

    ¿Se le podrán contar cositas a Bundi? En plan “teaser” de tu próximo post 😀

    • SI ! Por supuesto, #Bundi es muy curioso y le encanta escuchar y aprender. Adora las historias! 🙂

  • Ay, ay , ay… en casa del herrero cuchillo de palo, te has gastado el posturcho de reserva (yo no uso de eso jajaja) encima no has escrito otro para la reserva y tienes que escribir este corre que te corre. ¡Qué estress! 😀 (Es broma, sólo te mareo la perdiz un poco jajaja)

    No sé si me gusta mucho Bundi.. porque me recuerda a A-bundi-o osea el dicho de “eres mas tonto que Abundio” familiarmente “Bundi” jajajaja pero la esencia de tu post si, me ha gustado.

    ¡Un saludin!

    • Jajajajajaja! Hola Lillian!!!

      Cuanto me alegra tenerte por aquí de nuevo!.

      #Bundi no es tontico, le queremos mucho y se está portando muy bien. La verdad es que el refrán ese es más famoso que la nariz de la Esteban, como no habré caído!!! Pero bueno, como ya fue bautizado, ahora nos mantendremos firmes…

      Ains, con lo del posturcho, que te voy a contar. Llevo dos semanas con pañales porque no llego a tiempo ni al baño así que mira…

      Pero volveré pronto!!!!

      Y espero que sigas/sigais ahí… 🙂

      Un fuerte abrazo! 🙂

    • Victor siento mucho que estés malito, espero que te mejores pronto porque la salud es primero que todas las cosas. Lo que me sorprende es que no pierdas el buen humor y las ganas de estar aqui. Cuidate mucho.

      Un abrazo,
      Lili.

      • Gracias Lilian! De verdad que eres maja, leñe. 🙂

        Feliz felicísimo Viernes y un fuerte abrazo! 🙂

  • Víctor y cómo nos apuntamos a Bundi? yo ya sigo la cuenta @ironblogger, qué me estoy perdiendo? será que ya debo un montón de cervezas y no lo sé?

    • Hola Patricia, creo que ya estás apuntada, me suena haber visto notificaciones de publicaciones nuevas en tu blog. ¿Has publicado en el último día? ¿Has recibido alguna notificación de Bundi?

      Si no es así, solo tienes que ir a http://www.ironblogger.es y apuntarte a la lista de MailChimp.

      Ya me contarás! 🙂

  • Sé que estarás más que liado con Quondos, Iron Blogger, Bundi,… pero, has pensado alguna vez en una especie de Bundi para los Bloggin Hood?…

    Para no gastar más neuronas, se podría llamar Dibun; es decir Bundi al revés y tener forma de ratoncillo. Obligaría a los Bloggin Hood a hacer al menos un comentario semanal en su blog preferido…

    El resto de detalles, los dejo ya a tu imaginación…

    • Javy, me ha encantado la idea. Ahora mismo no puedo ayudarte mas que dedicándote el post del próximo sábado y, faltaría mas, apoyandote en las RRSS lo que humildemente pueda.

      Tu idea es genial, me encanta, y ya he visto tu nuevo blog!

      Un fuerte abrazo Javy! 🙂

  • Me encanta el nombre…suena muy japo, me imagino al buho con una cinta roja en la frente lanzandose al grito de Banzaiiiiii cuando no publicas a tiempo!!jajajajajaajajaja

    Creo que yo tampoco estoy en la lista de mailchimp…voy a mirar!

    Chu!!

    • Si Caro, me suena haber visto a #Bundi regresar de su ronda con una sonrisa y decirme “He visitado un Blog que cuentan las cosas con un sentido del humor afilado como un cuchillo” 🙂

      Cuanto me alegra que te unas a los Iron BLoggers! 🙂

  • Mira dónde encuentro más cosas del Bundi este y yo toda ignorante del tema… Muy mal, muy mal 🙁

    Me gusta la idea de Javy, espero se haya desarrollado mejor, ya voy llegando al post donde hablas de ello (imagino) así que ya veremos en que quedó eso 🙂

    Mientras, encantada con los mensajes de Búho curioso este 😀

  • […] los sabios consejos de Víctor, este blog le va a poner nombre a su ratón […]

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies propias y de terceros, como Google Analytics, para optimizar su navegación y realizar tareas de análisis y las pertenecientes a WordPress. Advierto que si continuas navegando, aceptas su uso. Puede cambiar la configuración, desactivarlas u obtener más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Growth Hacking

¡Muchísimas gracias por comentar!

Has hecho algo muy grande, que lo sepas. Te estoy tan agradecido que me gustaría ofrecerte un regalo: un ebook sobre "Growth Hacking para impulsar rápidamente tu proyecto". Bueno, y algunas cositas extra que descubrirás si te suscribes. ¿Me aceptarías en tu buzón? Porfi, porfi, porfi...

Rellena este formulario y empieza a disfrutar de regalos...








¡Perfecto! Te has suscrito correctamente

Víctor Campuzano

¡Ey que te mola mi blog ¿eh?!

He detectado que has visto más de 3 páginas en esta sesión y, digo yo... ¿Te está molando? Si es así, suscríbete y recibirás cada nuevo post en tu buzón, regalos exclusivos, contenido privado.. ¡Lo más de mi! ¿Quieres? ¿Si? ¡Bien!

Rellena este formulario y empieza a disfrutar de regalos...








¡Perfecto! Te has suscrito correctamente